En 2018 según cifras de ONUSIDA 37.9 millones de personas en el mundo vivían con VIH. 

Juan es un joven de 30 años que en su adolescencia las noches de rumba y descuidos en su vida sexual, le dejaron consecuencias en su salud.

Tuvieron que pasar casi 4 años para que Juan decidiera ir al médico a realizarse exámenes pues sus defensas estaban muy bajas y se enfermaba muy fácil. Su médico le envió exámenes de rutina, pero además como principio de prevención lo invitó a que también se realizara la prueba de VIH ya que es un examen que cubre su EPS Famisanar.

Juan aceptó sin inconvenientes y se realizó los exámenes. Semanas después llegó una de las noticias más difíciles para él y su familia: era portador de VIH. Después de aceptar las recomendaciones de su médico y contar con el apoyo de su familia, siguió adelante y se dedicó a investigar sobre esta enfermedad.

“Mi principal objetivo y motivación para seguir adelante es liderar campañas para que muchos jóvenes se protejan y eviten ser una víctima más del descuido en sus vidas sexuales” comenta Juan.

¿Qué es lo que hace el VIH?

Cuando una persona es contagiada con este virus, su sistema inmunológico se debilita considerablemente. Este sistema tiene unas células llamadas CD4 que se encargan de combatir las infecciones, cuando el virus del VIH entra en el organismo, se encarga de destruir estas células dejando al organismo vulnerable a cualquier tipo de infección.

Pero entonces ¿Qué es el SIDA?

El SIDA es la última etapa de incubación del virus del VIH y este se da cuando no hay tratamiento o cuando el cuerpo resiste los medicamentos recetados por el especialista.

Según los expertos, un cuerpo infectado con VIH y que dure 10 años o más sin tratamiento, tiene altas probabilidades de ya estar en la etapa de SIDA.

¿Cómo puedo tener una mejor vida al haber sido diagnosticado?

Esta era una de tantas preguntas que Juan se hacía y que hoy comparte las respuestas con nuestros lectores. Todos gracias a la atención y orientación que recibió de nuestros especialistas de los Planes de Atención Complementaria Famisanar.

Con 8 pasos una persona diagnosticada con VIH puede mantenerse sana:

  • Tomarse todos los días los medicamentos recetados para contrarrestar los efectos del VIH.

  • Cumplir todos los controles médicos con su médico tratante.

  • Aplicarse sin falta las vacunas que son recomendadas por su médico.

  • Usar condón durante las relaciones sexuales.

  • Disminuir o eliminar el consumo de licor

  • No fumar, ni consumir sustancias psicoactivas.

  • Consumir alimentos bien cocidos y manipulados de forma higiénica.

  • Mantenerse activo todos los días.

¿Qué tipos de tratamientos contra el VIH existen?

Al ser diagnosticados, los pacientes inician con una combinación de medicamentos que buscan contrarrestar la presencia del virus en el organismo y reducen el riesgo de llegar a la etapa del SIDA.

Es muy importante tener en cuenta que los medicamentos contra VIH no curan esta infección, pero sí ayudan a que las personas que han sido diagnosticadas tengan una vida más larga y sana. Además, estos medicamentos reducen el riesgo de la transmisión del VIH.

Hoy en día Juan se dedica a ir por los colegios dictando charlas para concientizar a los jóvenes sobre la importancia de llevar una vida sexual responsable y prevenir que ellos repitan su historia. “La vida hay que gozarla, pero de forma responsable, con amor y respeto propio.” dijo.

Los médicos de los Planes Complementarios de Famisanar, te recuerdan la importancia de los chequeos periódicos y de seguir las indicaciones de los especialistas, que en su caso fueron determinantes para que su vida fuera más tranquila y aprendiera a convivir con el virus sin tabúes.

Suscríbete a nuestro blog

Planes de Atención Complementaria

Afíliate a nuestros Planes de Atención Complementaria

Está de acuerdo con la política de tratamiento de datos (Leer Políticas)
Acepto recibir información de EPS Famisanar